– Campeonato Provincial de Pelota Nacional de las Falanges Juveniles de Franco. (El Yugo de fecha 23 de mayo 1943)

La local de  ALHABIA Campeón de la provincia y  GÁDOR SUBCAMPEÓN.

LA CENTURIA “SANTA MARÍA” CAMPEÓN DE LA CAPITAL.

El pasado domingo, en el Frontón de Gádor, ante una numerosa concurrencia, se celebró el I Campeonato provincial de pelota nacional de las Falanges Juveniles de Franco.

Se jugaron quince partidos entre ocho centurias de la capital y las locales de Alhabia y Gádor, únicos pueblos que presentaron equipo. Fue una jornada espléndida, en la que el Frente de Juventudes triunfó, una vez más, en su propósito de hacer que resurja este deporte.

ALHABIA, CAMPEÓN

Jugaron los camaradas de Alhabia con las centurias “Lepanto”, “Juan de Austria”  y local de Gádor. Con los dos primeros hizo un partido fácil, venciendo sin dificultad. Con Gádor, celebró el partido de la final, en el que hubo de desplegar todas sus fuerzas para vencer. Comenzó el encuentro con un dominio alterno, BORBALAS lograría, en algunos momentos, una gran ventaja de puntos. Sucesivas reacciones de Gádor pusieron en grave aprieto a los chicos de Alhabia, hasta el extremo de empatar y saltar la puntuación. Hubo momentos de enorme emoción, prologándose el partido hasta los cuarenta tantos, y, posteriormente, tal era la igualdad de juego, que se convino dar vencedor al que llevase dos puntos de ventaja, cosa que consiguió Alhabia al llegar a los 51 puntos.

Alhabia ha presentado el mejor equipo al campeonato; mereció la victoria, por eso la consiguió. Sus componentes, Luís Núñez, Manuel Artés y Manuel Amate, son tres magníficos pelotaris, que forman un equipo muy completo y peligroso en extremo. Hay que hacer constar que dos de ellos son alhameños.

Con pantalón blanco, izquierda, Manuel Jurado, y Serafín Romero.

GÁDOR, SUBCAMPEÓN

Gádor ganó tres partidos; uno de ellos con trabajo; pero al fin y a la postre, ganó. Claro que jugó en su frontón, pero ello no le quita el ser reconocido como un buen equipo. El mejor de sus componentes es Sesé; tiene una gran astucia para el mate y batalla mucho. Lo que no nos gustó de éste es el demasiado genio que gasta, resultante del natural apasionamiento, que da a lugar a ciertas discusiones e incidencias, siempre de mal gusto en este deporte. Es de rigor y, además, síntoma de nobleza y caballerosidad cuando se llega a un tanto discutible, sea anulado por los mismos jugadores, lo cual da una sensación de deportividad y camaradería, que en estas ocasiones no debe faltar. Un tanto o dos deciden el triunfo, es verdad; pero nunca  un buen o mal partido. Castillo y Siles estuvieron a la altura de las circunstancias, mejor el último que el primero.

LA CENTURIA “SANTA MARÍA” CAMPEÓN DE LA CAPITAL

A la Centuria “Santa María” se le presentaron “dos huesos” que podía haber “roído” con un poco más de preparación. En su decisivo partido contra Gádor, tuvo desgracia, perdió tantos sencillos y tontos. No dejó por ello de ser este encuentro como el de Gádor-Alhabia, de los de mayor emoción. El resultado de 30-26 a favor de Gádor, demuestra que hubo una gran batalla: de “vida o muerte”.

Sobresalió Núñez por su potente machete y gran seguridad. Le siguió Borbalás, que no tuvo, ni mucho menos, sus acostumbradas tardes. Ángel Gómez no lo hizo mal; jugó a los seis años y su reaparición en el terreno de juego fue un éxito. “Santa María” cuenta con un equipo muy bueno, que puede llegar muy alto, ¡Pero que muy alto! Manera de  conseguirlo, con mucho entrenamiento.

OTRAS FIGURAS DEL CAMPEONATO

Martínez Plaza y Carlos Polo llevaron el peso de la Centuria “Lepanto”, que tuvo desgracia en el sorteo; pues si no, hubiera conseguido otro puesto más respetable. Los dos son chicos muy entusiastas. Martínez echó sobre sus espaldas el mayor peso de la contienda, encontrándose en los momentos de peligro en todos los puntos de la cancha.

Rafael Gómez, fue el autor, solo y exclusivo, de las dos victorias de la Centuria “Mío Cid”. Se movió con facilidad e hizo gala de sus magníficas jugadas por alto. José Polo intentó ayudarle, pero fracasó en la mayoría de las veces. Bernabeu se limitó a  cumplir a medias.

En el resto de los participantes se vió un afán grandísimo de cumplir bien y un espíritu deportivo sin límites; pero en juego, sobre poco más o menos, todos a la misma altura.

Clasificación General:

Provincia:

1º       Alhabia                   G. 3    P. 0   G=ganados

2º       Gádor                      G. 3.   P. 1    P=perdidos

Capital:

1º       “Santa María”                 G. 2    P.1

2º       “Juan de Austria            G. 2   P.2

3º       “Mío Cid”                          G. 2.  P.1

4º       “Churruca”                       G.1.    P.2

5º       “Ángel Montesinos”        G.1.    P.3

6º       “La Cañada”                     G.0     P.3

7º       “Lepanto”                          G.1     P-1

8º       “Alejandro Salazar”        G.0     P.1